A la sombra del Coronavirus: una gran catástrofe en la Amazonía

¡Quiero compartir!

En la actualidad, el mundo está ocupado principalmente en un tema: el Coronavirus. Mientras tanto, nos olvidamos de una noticia: se están talando árboles en tiempo récord en la selva más grande del mundo. Esta deforestación es catastrófica y más aún en el contexto de la pandemia.

Cuando el Amazonas se quemó el verano pasado, un hashtag se volvió viral: #PrayforAmazonia. En la actualidad también están desapareciendo enormes áreas de selva tropical, pero esta vez, el público mundial se está dando menos cuenta. Esto probablemente se deba a que el Coronavirus ocupa todos los titulares de las noticias.

En 2019, la ONU publicó un estudio sobre el estado de la tierra: 3 amenazas existenciales

Actualmente no es un incendio lo que destruye la selva, sino la tala ilegal.  A principios de abril, la agencia Reuters informó que se destruyeron unos 796 kilómetros cuadrados de selva desde enero a marzo de este año. Esto es un área aproximadamente del tamaño de Nueva York y también un aumento de más del 51% en comparación con el año anterior. 

Ahora, Reuters ha publicado nuevos números: la situación ha empeorado. En abril se taló un 64% más de bosque que en el mismo mes del año pasado. En 2020 se perdieron unos 1.202 kilómetros cuadrados de selva amazónica.

Puede haber más deforestación debido al Coronavirus

deforestación

El hecho de que tanta selva tropical esté siendo destruida, probablemente también se deba a esta crisis causada por el Coronavirus: según Reuters, la agencia ambiental brasileña “IBAMA” está enviando actualmente menos inspectores a estas áreas en peligro, una medida de precaución contra el virus. Los inspectores, generalmente toman medidas contra la tala ilegal y sin ellos, las áreas de selva tropical están menos protegidas.

El miedo a la recesión económica y la pobreza causadas por el bloqueo de esta crisis también está creciendo. Este miedo podría llevar a más personas a ganar dinero ilegalmente, por ejemplo, a través de la deforestación. Sin embargo, todavía es pronto para confirmar una conexión.

Las políticas del presidente Bolsonaro también son culpables de la deforestación

Según Reuters, el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, también es responsable de la mayor destrucción de la selva tropical. La tasa de tala ha aumentado considerablemente desde que asumió el cargo en 2019.

Las políticas de Bolsonaro alientan a los madereros ilegales, ganaderos y especuladores que usan la selva tropical. Además, también crítica duramente a los ambientalistas.

La deforestación favorece las zoonosis

La selva tropical del Amazonas se considera el pulmón verde de la tierra. Almacena CO2 y produce oxígeno, alberga numerosas especies animales e influye en el clima. La deforestación en Brasil y en otros lugares está destruyendo hábitats y contribuyendo a la crisis climática.

selva amazonas

Asimismo, hay otra consecuencia muy negativa: la destrucción de la selva favorece las llamadas “zoonosis”, enfermedades que se transmiten de animales a humanos. Debido a que los ecosistemas del bosque son destruidos, los animales que antes no tenían contacto entre sí empiezan a relacionarse. En este contexto, también pueden tener contacto con humanos. Todo esto permite que los virus salten de una especie a otra.

En el caso de Covid-19, se cree que el virus proviene originalmente de murciélagos y llegó a los humanos a través del pangolín. Los expertos creen que las pandemias se volverán más comunes si continuamos destruyendo las selvas.

Así es como puedes proteger la selva de la deforestación

Se necesitan medidas políticas para proteger las selvas de manera efectiva, aunque también podemos colaborar con estas acciones:

  • No compres carne importada de América del Sur.
  • No compres carne, huevos o productos lácteos que provengan de la ganadería industrial. Estos animales se alimentan de soja que se cultiva en las áreas antes eran selva. 
  • Evita el aceite de palma: se están destruyendo selvas para cultivar esta planta.
  • No compres muebles de madera tropical.
  • Apoya proyectos de reforestación.
Leer más en Sinlupa.com:
¡Quiero compartir!

4 comentarios en «A la sombra del Coronavirus: una gran catástrofe en la Amazonía»

  1. Bolsonaro cabrón se salio con la suya. El quiere terminar con todos los indígenas y destrosar el amazonas. Que desgracia tan grande

    Responder
  2. Me ha parecido un artículo muy bueno. Con la crisis del Coronavirus si que es verdad que nos hacen mirar al otro lado. En la televisión no hablan de otra cosa que no sea el virus. Así es como a escondidas, y sin que nadie se de cuenta, las élites van haciendo daño.

    Responder
  3. Que mal. Encima el Bolsonaro lo único que quiere es que los indigenas se extingan. Son los únicos que realmente protegen el bosque. Una vergüenza.

    Responder

Deja un comentario

Usamos cookies para asegurar que te damos la mejor experiencia en nuestra web. Si continúas usando este sitio, asumiremos que estás de acuerdo con ello.    Más información
Privacidad